El volante ecuatoriano, Fernando Gaibor, en una entrevista para Diario El Clarín de Argentina, se refirió a su llegada a Independiente de Avellaneda, además sus inicios en el fútbol. 

Fernando Gaibor, continúa adaptándose al fútbol argentino y a su equipo Independiente de Avellaneda donde es dueño de la camiseta número 10. El volante expresó que desde muy joven comenzó en el fútbol, siempre soñando con llegar al profesionalismo, por lo que agradeció a su familia y en especial a su padre por impulsarle en ese deporte. “Gran parte del éxito de mi carrera es por mi papá porque siempre me apoyó por encima de cualquier cosa, inclusive por arriba de mi mamá”, puntualizó el tricolor.

Sobre cómo se está acoplando al cuadro Rey de Copas y en general al fútbol argentino expresó “La intensidad es diferente en Argentina. Pero tengo características para adaptarme bien, sólo tengo que insertarme a mis compañeros porque ellos vienen jugando juntos desde hace mucho tiempo. Las cosas van a fluir por sí solas”.

Además sobre en qué posición se siente más cómodo jugando, dijo que le gusta jugar de 8 por el lado izquierdo, pero también puede jugar de enlace, siempre y cuando se adapte a ese puesto. También de la importancia de vestir la camiseta número 10 en el conjunto de Avellaneda comentó “Desde que me la puse me propuse honrarla por el número pero más por el escudo. Estoy vistiendo la 10 de un grande como Bochini a quien respeto muchísimo. Hablé con él un poco el día que llegué. Espero que podamos afianzar más esa relación”, finalizó el volante ecuatoriano.