El extremo ecuatoriano del Swansea City, Jefferson Montero, ha recibido este jueves la aprobación de los médicos del club para jugar con un protector en la mano fracturada, sin tener que pasar por el quirófano.

Montero se fracturó un hueso de la mano izquierda en una caída ante el Manchester United la semana pasada por lo que se perdió los partidos de eliminatorias con Ecuador frente a Uruguay y Venezuela.

Se pensaba que la ‘turbina’ tendría que pasar por el quirófano ausentándose algunas semanas del banquillo pero después de haber visto a un especialista este le dio el visto bueno para entrenar junto a sus compañeros pero con una protección especial para su mano.

Foto: swanseacity