Gremio de Porto Alegre, equipo donde juega Michael Arroyo, ganó uno por cero en su visita al Coritiba por la jornada 28 del Brasileirao en el estadio Antonio Couto Pereira. El partido fue muy trabado en la mitad de la cancha. El gol de la victoria llegó en la parte final del partido en los pies de Ramiro. El ecuatoriano Michael Arroyo jugó de titular y salió del campo de juego al minuto 62.

El partido inició y ambos equipos se estudiaron, no generaron acciones de gol. El medio campo de Coritiba estuvo muy bien plantado, cortó juego del Gremio y no dejó que se aproxime al arco. De la misma manera, Gremio jugó de forma ordenada con la intención de abrir el marcador, pero no lo consiguió. El partido se volvió muy trabado y el juez central sacó 3 tarjetas amarillas en el primer tiempo. Las cartulinas fueron para Ramiro, en Gremio, y para Dodó y Luizao en Coritiba. El primer tiempo finalizó con un empate cero por cero.

En el segundo tiempo, Renato Portaluppi, entrenador de Gremio, envió a sus jugadores al ataque en búsqueda del triunfo, pero se encontraron con un rival duro como Gremio. Michael Arroyo salió del campo al minuto 62 por Everton, con la intención de que se transite más por la mitad de la cancha. Gremio encontró el gol de la victoria en la parte final del partido. Al minuto 90, cuando el partido estaba por finalizar, Ramiro estuvo mano a mano con el portero y lo venció. El volante de Gremio mandó el balón a guardar y le dio los 3 puntos al equipo de Portoalegre.