Boca Juniors y Santos FC empataron sin goles en el partido de ida de las semifinales de la Copa Libertadores edición 2020 en la Bombonera de Buenos Aires.  Un penal no decretado que era favorable para el cuadro brasileño, fue la acción polémica del cotejo. La vuelta se juega la semana venidera en el estadio Vila Belmiro

Sebastián Villa empezó a causar estragos por la banda izquierda con sus desbordes. Una corrida y su centro por poco termina en autogol del zaguero Lucas Verissimo. Poco antes, Boca ya anunció con un ataque rápido entre Carlos Tévez y Villa, el balón golpeó en el horizontal pero la jugada estaba anulada por fuera de juego. Se jugaba el primer cuarto de hora.

Luego, el cotejo cayó en un bache, los xeneizes no lastimaban en el último tercio del campo y lucían inconexos con sus jugadores en ofensiva. Al minuto 42, Marinho probó de media distancia con remate de zurda.

En el complemento, Boca cargó otra vez al inicio. Salvio cayéndose sacó un remate que exigió al arquero John. Sin embargo, Santos creció en la cancha y controló a su rival. Una jugada muy dudosa dejó la sensación que un penal favorable al Santos no fue dictaminado. Izquierdoz se equivocó en la salida, Marinho le quitó la pelota y en el intento de recuperar el balón, el zaguero argentino extendió su pierna derribando al delantero del Peixe. Tobar decretó el penal pero luego rectificó, sin mirar el monitor. La revancha se disputa la próxima semana en territorio brasileño.

Boca Jrs alineó con Andrada; Jara, López, Izquierdoz, Fabra; González, Capaldo, Villa, Tévez; Salvio y Soldano. Dt Miguel Ángel Russo.

Santos formó con John; Pará, Lucas Verissimo, Peres, Jonatan; Allison, Braga, Pituca, Soteldo, Marinho y Kaio Jorge. DT Cucca. El juez central fue el chileno Roberto Tobar.

Foto: @Libertadores