La controladora aérea del aeropuerto José María Córdova de Ríonegro, Yaneth Molina, escribió una carta sobre la coordinación que realiazó para que el avión LaMia pueda aterrizar. Además escribió el difícil momento por el que atraviesa luego del accidente ocurrido la noche del lunes en el Cerro Gordo del Departamento de Antoquia-Colombia. 

Yaneth Molina fue la controladora quien mantuvo comunicación con el avión LaMia que iba a aterrizar en Medellín. Ella redacto una carta en la que mencionó que “nuestro trabajo es tan especial, que hoy me puso en estas circunstancias, de modo tiempo y lugar, para enfrentarme a la crudeza de la realidad que resulte de este impase.”

Molina redactó que ella hizo todo lo posible para mantener con vida a los usuarios de la aeronave. “Compañeros, por mi familia y por este trabajo que valoro y respeto, puedo afirmar, con absoluta certeza, que de mi parte hice lo humanamente posible y lo técnicamente obligatorio para conservarle la vida a esos usuarios del transporte aéreo. Lamentablemente mis esfuerzos resultaron infructuosos por las razones que son de todos ustedes conocidas.”

Ella sintió que su vida estaba en peligro luego de la tragedia aérea. “Lamentablemente, por causa de mis colegas periodistas, he conseguido que personas ignorantes y ajenas a este oficio, y sobretodo que ignoran los procedimientos, amenacen mi integridad física y mi tranquilidad personal”.

carta-yaneth-molina-001

Fuente: Diario El Tiempo