La entrega se cumplió durante una reunión de dirigentes de ambos clubes en el aeropuerto Enrique Olaya Herrera de Medellín. Se indicó que la réplica quedará en la sede del club, para que pueda ser visto como un “recuerdo de los campeones”.

 El presidente de Santa Fe, César Pastrana, se mostró solidario y quiso hacer un homenaje al club brasileño, pero no dio entrevistas. El máximo mandatario del equipo bogotano quiso evitar el espectáculo para que no pareciera una respuesta a todo el homenaje hecho por Atlético Nacional en la noche del miércoles.

Zolet manifestó: “Chapecó está muy entristecida, porque perdieron a sus atletas, y los colaboradores del equipo. Esta copa será un aliento al corazón para todos los chapecoenses. Quería de corazón agradecer y llevaré todo el cariño de Colombia y este buen gesto”.

El directivo jurídico del equipo brasileño se refirió al significado que tiene para la institución de Chapecó el detalle de los ‘leones’ en medio de esta tragedia. “Es un gesto de cariño y solidaridad con los chapecoenses que recibimos de buen grado como un aliento a los deportistas y aficionados de Chapecó que con este acto de entrega se sentirán también campeones de la competición”, dijo Zolet. “El presidente de Santa Fe, en un acto de bondad, me entregó la Copa. Me explicó que no quería aparecer en pantalla en ningún momento, y que lo más importante era homenajear la memoria de los deportistas”, concluyó.