Las cifras oficiales según el club azulgrana eran de 18 millones fijos más dos en variables.

La realidad de cancelar el monto que se había establecido ya no es por diversos conceptos que el club inglés mantiene y estos son los siguientes:

1 millón si el City gana la Champions League y Bravo la juega.

1 millón si el club inglés gana la Premier League y el guardameta participa en dicha competición.

Medio millón de euros si el City se clasifica para la Champions League. Este bonus se pagará hasta dos veces, así que el total sería un millón.

20.000 euros por partido jugado hasta un máximo de un millón de euros. Es decir, si juega 50 partidos el club inglés tendrá que pagar ese total de un millón.

Fuente: La Marca