Son ocho los candidatos a la presidencia de la FIFA que se decide el 26 de febrero, pero no todos parten con igualdad de condiciones en el marco de apoyos e imagen, como un Infantino empujado por la UEFA, Platini debilitado, Sexwale y su nuevo aire, o las denuncias del jeque Salman.

Los cabezas de cartel

  •  Gianni Infantino (ITA/SUI)

Edad: 45 años

Función: Secretario general de la UEFA.

Puntos fuertes: este abogado italo-suizo políglota conoce las redes en Europa entre clubes e instancias políticas del viejo continente.

Puntos débiles: conocido por el gran publico como el hombre calvo que preside los sorteos de la Liga de Campeones, deberá convencer a los demás que no defiende solamente los intereses de la UEFA.

 

  • Jeque Salman (BRN)

Edad: 49 años

Función: Presidente de la Confederación Asiática, vicepresidente de la FIFA.

Puntos fuertes: duro hombre de negocios, está relacionado con el influyente jeque kuwaití Ahmad al Fahad al Sabah, considerado como un creador de ‘reyes’ en el seno de la FIFA.

Puntos débiles: objeto de grandes críticas por parte de organizaciones de defensa de los derechos humanos por su papel, que el rechaza, en la represión del levantamiento democrático de 2011 en Baréin.

 

  • Tokyo Sexwale (RSA)

Edad: 62 años

Función: presidente de la Comisión de Supervisión de la FIFA para Israel y Palestina.

Puntos fuertes: compañero de prisión de Nelson Mandela, brillante orador, aparece como el hombre nuevo reclamado por muchos, lejos de los escándalos en la FIFA.

Puntos débiles: poco relacionado con el mundo del fútbol, mientras que son las 209 federaciones las que votan.

El caso espinoso

 

  • Michel Platini (FRA)

Edad: 60 años

Función: Presidente de la UEFA, vicepresidente de la FIFA.

Puntos fuertes: el aura de ser leyenda del fútbol, y una buen balance a la cabeza de la UEFA.

Puntos débiles: una imagen manchada por el controvertido pago de 1,8 millones de euros por parte de Blatter en 2011, por un trabajo de consejero acabado en 2002, y la entrada de Infantino apoyado por la propia UEFA.

 

Sin peso

 

  •  Príncipe Ali Hussein (JOR)

Edad: 39 años

Función: Presidente de la Federación Jordana

Puntos fuertes: apoyado por la UEFA en la época, llevó a Blatter a una segunda ronda en la elección del 29 de mayo.

Puntos débiles: No tiene el apoyo ni de la Confederación Asiática ni de la UEFA y la falta de carisma.

 

  •  Jerome Champagne (FRA)

Edad: 57 años

Función: Consejero de la Federación Palestina, entre otros.

Puntos fuertes: diplomático de formación, el francés conoce la FIFA por haber sido secretario general adjunto.

Puntos débiles: falta de notoriedad, etiquetado como candidato que gusta a Blatter.

 

  •  David Nakhid (TRI)

Edad: 51 años

Función: Director de una academia de fútbol en Líbano

Puntos fuertes: excapitán de la selección de Trinidad y Tobago, no aparece relacionado con FIFA.

Puntos débiles: tiene falta de visibilidad y pasa por ser un candidato teledirigido por le ‘clan’ Blatter.

 

  •  Musa Bility (LBR)

Edad: 48 años

Función: Presidente de la Federación Liberiana

Puntos fuertes: no está vinculado al aparato FIFA actualmente denunciado.

Puntos débiles: la Confederación Africana no le apoya, no tiene superficie internacional ni peso político como Sexwale.