Bradley Lowery tenía 6 años donde se carecterizó por ser amigo de los futbolistas del balompié inglés, destacándose por la afición que sentía por el club Sunderland,  hace pocas horas producto de un neuroblastoma su familia comunicó su fallecimiento.

Bradley Lowery era muy querido por los jugadores del fútbol inglés, varios le mostraron al niño su afecto y lo apoyaron al niño en su lucha contra este cáncer. A los 18 meses de nacido se le detectó un neuroblastoma; el niño desde ese momento cautivó al fútbol inglés, donde varios jugadores lo ayudaron para darle una alegría, en medio de dolorosos tratamientos.

El niño era aficionado del Sunderland, donde conoció a Jermain Defoe jugador que era figura del club de sus amores; la amistad fue tan grande que el futbolista se convirtió en héroe del pequeño guerrero, a tal punto que salía como mascota en los partidos que jugaba Defoe cogido de su mano. Varias personas aportaron un granito de arena para su recuperación, logrando que la enfermedad se desvaneciera por un tiempo, pero en Diciembre del 2016 su familia recibió la noticia que el niño tenía cáncer terminal, lo cual lo terminó de matar hace pocas horas.