Tras 22 días de haber finalizado la Copa Confederaciones que se llevó a cabo en Rusia, la FIFA anunció que los deportistas no utilizaron ningún tipo de sustancias prohibidas.

“Todos los controles de dopaje realizados como motivo de la Copa FIFA Confederaciones 2017 han sido negativos” anunció este lunes la FIFA mediante un comunicado. Durante la Copa Confederaciones se realizaron un total de 379 pruebas que motivaron la toma de 854 muestras. “Todos los participantes tuvieron que someterse a controles efectuados sin previo aviso, que incluyeron análisis de sangre y orina. Además, los oficiales de la FIFA controlaron a dos futbolistas de cada selección al final de cada uno de los 16 partidos disputados” indicó la FIFA.

“En algunos casos, la FIFA colaboró con las confederaciones y las organizaciones nacionales antidopaje para efectuar los controles previos a la competición. La FIFA se encargó de efectuar 239 pruebas, 175 fuera de la competición y 64 durante la competición” añadió la Federación Internacional de Fútbol.