En una entrevista con Radio La Red, Gustavo López de Souza, director del Instituto Brasileño de Derecho Deportivo, explicó el proceder de las autoridades brasileras en el partido del día domingo ante Argentina. Dicho partido fue suspendido debido a irregularidades con ciertos futbolistas rioplatenses.

“Cuando llegas a Brasil, debes llenar un formulario donde debes poner los últimos países por los que pasaste. Algunos jugadores mintieron, incluso, ya les previnieron para que no salgan del hotel; sin embargo, no lo cumplieron, por eso, funcionarios de esta agencia, fueron al estadio para proceder contra estos 4 jugadores argentinos. Los agentes no quisieron terminar el partido, la intención era sacar a los elementos que mintieron a su ingreso a nuestro país”, explicó el funcionario.

Además alegó que, al ser una institución independiente del gobierno, los “pactos” que habría tenido la AFA con el presidente brasilero, no tienen validez alguna.

Después, arremetió en contra de los cuatro jugadores provenientes de Inglaterra y dijo que ellos se merecían ir presos por ocultar información y mentir para poder jugar el encuentro, “Las personas que vienen a nuestro país, deben respetar las leyes que tenemos, no pueden hacer lo que les de la gana. Los jugadores tenían que haber quedado detenidos, pero hubo un acuerdo diplomático para que abandonen Brasil”.

“La CONMEBOL no puede estar por encima de las leyes de un país, no pueden prometer cosas que están fuera de su jurisdicción”, dijo López de Souza en relación a que el ente regente del fútbol sudamericano si habría autorizado a los elementos albicelestes participar en el duelo ante Brasil en tierras cariocas.

El caso tiene dos partes que claramente no van a llegar a un acuerdo puesto que cada uno tiene fuertes respaldos y motivos. Por esta razón, el caso será llevado hasta la FIFA, ésta, recogerá los argumentos de los dos lados y podría estar llegando a instancias en donde se lleve este acontecimiento al Tribunal Supremo de Árbitros (TAS).

Finalmente, cuando se le preguntó sobre los jugadores brasileros llegados de Inglaterra, López de Souza aclaró que para los brasileros no es obligatorio cumplir con una cuarentena obligatoria puesto que están dentro de su país. Reglamento que no aplica para los extranjeros, en estos casos, el aislamiento no es negociable.