Holanda se enfrentó a Dinamarca en una final inédita de la Eurocopa Femenina en el estadio FC Twente en la ciudad de Enschede. Las anfitrionas vencieron 4-2 a las danesas y coronaron campeonas por primera vez en su historia.

Las selecciones de Holanda y Dinamarca que vivieron un sueño durante todo la Eurocopa al llegar por primera vez en su historia a la final, buscaban alzarse con el trofeo, aunque las danesas tenían un poco más de experiencia tras perder cinco veces en semifinales, mientras que las anfitrionas llegaban con la confianza que les brindaba la hinchada, además de su juego.

Desde el pitazo inicial el partido fue de mucha intensidad, con las dos selecciones buscando generar peligro en el área rival. Al minuto 6’ hubo una falta en el área, Van Es derribó a Troelsgaard y la árbitra no dudo en pitar falta penal, la encargada desde los doce pasos fue Nadim que remató al palo derecho de la arquera que adivinó, pero la pelota fue bien colocada, marcando el 0-1 a favor de las danesas.

Pero la alegría les duro poco, al minuto 10’ Van den Sanden centró para Miedema que cerró la pinza y anotó el empate 1-1, con el paso de minutos el partido estuvo abierto para las dos selecciones que intentaban ponerse en ventaja.

Y solo al minuto 28’ la naranja marcaba la remontaba tras un pase de Van Lunteren para la jugadora que después sería elegida la mejor del torneo, Martens que de zurda puso el 2-1 para la emoción de la hinchada.

Pasada la media hora del encuentro, al minuto 32’ Dinamarca puso el empate, después de un pase largo para Harder que controló bien la pelota, hizo un regate para sacarse a una zaguera y remató de zurda, imposible para la arquera Van Veenendaal que por más que se estiró, no pudo evitar la paridad 2-2.

Antes de irse al descanso, Dinamarca casi marca la tercera anotación, pero Nadia Nadim no alcanzó a cerrar la pinza por lo que se fueron a los camerinos con el empate 2-2.

Para el segundo tiempo, Holanda salió con todo en busca de la victoria y al minuto 50’ Troelsgaard cometió una falta en la frontal del área sobre Van de Donk que la árbitra pitó tiro libre, la capitana Sherida Spitse se hizo cargo y de un remate bajo puso nuevamente a ganar a los locales con el 3-2 haciendo estallar a los cerca de 30.000 aficionados en su mayoría holandeses que se dieron cita en el estadio FC Twente.

Ya con el marcador arriba, la naranja creció en su ritmo de juego buscando un tanto más que le dé la tranquilad. Al minuto 62’ Martens centró para Miedema que sacó un disparo, pero la arquera Petersen salvó con los pies, minutos después Groenen intentó desde fuera del área, pero la pelota se fue desviada.

Con el paso de los minutos Dinamarca entraba en desesperación al no encontrar el tanto del empate, ya que no era precisa en el último cuarto de cancha. Una de las jugadas más peligrosa fue al minuto 84’ con un bombazo de Troelsgaard que pasó rozando el arco holandés.

Cuando mejor jugaba Dinamarca llegó la cuarta anotación de las locales, mediante un remate de Miedema que selló la victoria marcando el 4-2 definitivo que le dio el trofeo de la Eurocopa Femenina a Holanda por primera vez en su historia.

Alineaciones:

Holanda: Van Veenendaal; Van Lunteren (Janssen, min. 57), Dekker, Van der Gragt, Van Es (Van der Berg, min. 90+4); Van de Donk, Groenen, Spitse; Van der Sanden (Jansen, min. 90), Martens y Miedema.

Dinamarca: Petersen; Nielsen, Boye Sorensen (Roddik, min. 77), Larsen, Sandvej; Troelsgaard, Kildemoes (Thogersen, min. 61), Junge Pedersen (Christiansen, min. 82), Veje; Harder y Nadim.

Fuente: femeninosport