Tras su salida de la selección de Chile, Jorge Sampaoli se tomó un tiempo prudencial para aceptar un nuevo desafío. Tuvo propuestas de selecciones, de grandes equipos y hasta de Boca, pese a que es reconocido hincha de River.

Pero a todos les dijo que no. Esperó y esperó. Para muchos, estaba aguardando por una oportunidad en la selección argentina, que tenía a Gerardo Martino en el cargo. Cuando finalmente cerró su llegada a Sevilla, el Tata renunció y todas las miradas se posaron sobre él. Ganas le sobran, no por nada puso en su contrato una cláusula de salida por el conjunto albiceleste, pero ¿es el momento?

Por su exitoso paso por la Roja, con la que alcanzó los octavos de final del Mundial de Brasil y el primer título de la historia en la Copa América 2015, Sampaoli se convirtió en uno de los candidatos principales de los hinchas y de los pocos dirigentes que quedan en pie para ocupar la presidencia de la AFA.

En los medios españoles, son más escépticos sobre una precoz salida del DT argentino del banco de Sevilla. El diario Marca fue categórico: “El entrenador argentino y sus ayudantes no quieren desaprovechar la oportunidad de entrenar al equipo de Nervión y van a hacer oídos sordos a cualquier tipo de propuesta que les llegue desde la selección de Argentina”.

Y agrega: “Así de clara es la postura que tiene Sampaoli en estos momentos, quien no obstante no descarta entrenar a su país en cualquier otro momento, pero ahora mismo está muy ilusionado con la posibilidad de dirigir al Sevilla en la próxima Champions y en la Liga”.

Fuente: Canchallena