Las televisoras rusas no cuentan con la cantidad suficiente de dinero para transmitir el Mundial 2018.

Debido a la escasez de dinero, canales de televisión rusa no transmitirán el Mundial que se llevará en el país. La cantidad que la FIFA pide por los derechos de transmisión es demasiada alta. “Nos han exigido 110 millones (de dólares) por el Mundial. No tenemos ese dinero. Como mucho (podemos pagar) 38-40 millones”, dijo Mutkó, que también dirige el comité organizador del campeonato mundial Rusia 2018.

Las tres principales cadenas rusas (Canal Uno, Rossiya y NTV) se han unido en un consorcio para negociar con la FIFA la adquisición de los derechos de televisión para el Mundial. Al igual que sucedió en la Copa Confederaciones, por lo pronto Rusia se quedaría sin ser el proveedor oficial del mundial.