Orense y Delfín protagonizaron el primer partido de la jornada del sábado y empataron a unos. Martín Alaníz abrió el marcador para el cuadro local y empató Agustín Ale.

El encuentro empezó con un Orense muy enchufado que salió a imponer condiciones mientras que el cetáceo esperaba replegado en busca de algún contragolpe. Sin embargo, el primer tiempo cayó en un juego trabado en media cancha que no fue de provecho ni para locales ni para visitantes y se fueron al vestuario con el marcador en cero.

Ya para la segunda parte, Orense otra vez salió animado y esta vez ese ánimo se vio recompensado con un gol. Martín Alaníz se vio frente a un balón muerto en el área y con una gran definición abrió el marcador.

Acto seguido, la escuadra de Machala tomó las riendas del partido y se le encimó al actual campeón pero no pudo sacar provecho de su buen momento. A Delfín no le costó mucho tiempo reaccionar y empezó a atacar con insistencia. La insistencia paga y tras un balón parado apareció Agustín Ale que se elevó por los aires para conectar y empatar el duelo. La recta final se tornó de ida y vuelta pero ninguno pudo hacer el gol de los tres puntos.

Con este resultado, Orense pierde la oportunidad de despegarse de la zona del descenso y se estanca en la décimo tercera posición de la tabla acumulada a la espera de lo que puedan hacer El Nacional y Liga de Portoviejo en sus respectivos Encuentros. Por su parte, Delfín suma 13 puntos en la segunda etapa y se aleja cada vez más de pelear puestos en copas internacionales.