José Vinueza, jefe de seguridad de la Federación Ecuatoriana de Fútbol, se refirió al operativo que se llevará a cabo para el partido Ecuador-Paraguay, que se jugará  el 24 de marzo en el estadio Olímpico Atahualpa por las eliminatorias al mundial de Rusia 2018.

Vinueza señaló “Se ha implementado un nuevo esquema para los parqueaderos. La venta de entradas está agotada. Además uno de los temas que se tendrá en consideración será mantener las áreas de acceso, especialmente el sector de boletería con vallados.

Manifestó también que hay cámaras en los diferentes accesos para brindar facilidad a las personas que lleguen al evento deportivo. Además el circuito cerrado permite observar que entradas están congestionadas.

En relación con el tránsito vehicular indicó que “la Eloy Alfaro va a mantener su circulación. Las transversales que unen la 6 de diciembre con Eloy Alfaro van a estar peatonizadas y se va a dar facilidad para que circule la gente.”

En relación con  la hinchada visitante que podría llegar al escenario deportivo  estableció “hasta el momento no sabemos si habrá un número considerable de paraguayos, no se ha manifestado la embajada o cualquier autoridad para reservar una localidad.” Pero señaló que la tribuna localizada detrás de los bancos y la zona técnica estará disponible para el aficionado paraguayo que llegue al estadio.

Respecto al operativo Vinueza explicó que “6 de la mañana comienza el operativo, 10h30 llega el grupo de avanzada, mientras que a las 11h30 llegará el grupo montado y habrá  control de cámaras, hasta las 12h00 que se abre el estadio.”

Por último destacó que “la tecnología que se está utilizando en el olímpico es muy buena”. Señaló que se pueden controlar los ingresos, así como monitorear los pasillos internos y los graderíos para brindar comodidad al espectador. Todo esto con el afán que se viva una verdadera fiesta deportiva.