Miller Salazar, presidente de Macará, expresó su disconformidad por las decisiones que se toma en la interna de LigaPro, a raíz de la autorización que el organismo entregó para que el Clásico de Astillero se juegue con VAR: “El VAR va a ser para los equipos que tengan mayor poder económico y eso me preocupa por la discriminación que va a haber para muchos clubes del fútbol ecuatoriano. Todos quisiéramos VAR porque el arbitraje ha sido pésimo en el fútbol ecuatoriano. Por ejemplo, el último gol que nos hace Barcelona en Guayaquil es en clarísimo offside”, dijo el dirigente ambateño en el programa Jornadas Deportivas de Radio La Red.

“LigaPro no es equitativa con los 16 equipos de la Serie A. Aquí ha habido privilegios para ciertos clubes. Por ejemplo: me parece injusto que a Mushuc Runa le saquen de su estadio para que jueguen los equipos del Astillero en el Estadio Bellavista. Nosotros hemos hecho el reclamo a la Dirección de Competiciones por los horarios. Eso tiene que arreglarse, sino ¿para qué existe la LigaPro? Queremos que no se den privilegios a ningún equipo. Las cosas están mal, si hay un trato equitativo no se puede seguir así”, expresó Salazar.

Las molestias de varios dirigentes también apuntan a otros aspectos de Liga Pro, por ejemplo, en el control financiero, a lo que se refirió Miller Salazar: “Al crear Liga Pro se hablaba del fair play financiero y esto no ha habido. Hay clubes que deben a sus plantillas pero LigaPro les permitió inscribir jugadores pese a esas deudas. Hay mucha viveza criolla en los contratos, se pagan montos mínimos por sueldos y no se pagan los valores acordados por primas. Esas cosas hay que limpiarlas, porque no hay un trato justo a todos los equipos del fútbol ecuatoriano”.

Al ser consultado si los clubes que pertenecen a Liga Pro elevan su voz de protesta en las reuniones que se mantienen a la interna del organismo, Salazar dijo: “Hay dirigentes que tienen mucho miedo de hablar y llegado un momento, cada equipo defiende lo suyo a su manera. Por ventaja tenemos un grupo fuerte que ha logrado equilibrar las cosas porque si no, tendríamos una realidad aún peor. Yo invito a reflexionar a los dirigentes del fútbol ecuatoriano para que se haga un trato justo para todos. O se hacen las cosas bien o terminamos con Liga Pro”.