Ronaldinho, el astro brasileño, compareció ante los medios ecuatorianos y expresó su felicidad por participar de la Noche Amarilla con el equipo canario, y aseguró que los dirigentes son quienes deberán decidir si ficharlo por una estadía más duradera.

Con esa sonrisa contagiosa, marca registrada de Ronaldinho Gaúcho, aquella que le dio tantas alegrías al fútbol mundial. Vistiendo la camiseta amarilla del Ídolo del Ecuador, con el número 91 en la espalda, en homenaje a los años de historia de la escuadra torera. De esta manera ingresó el mediocampista a la rueda de prensa. “Muy contento de estar aquí”, fueron sus primeras palabras.

“Yo lejos de mi país, encontrar un club que me da tanto cariño es emocionante, ayer al llegar al país me emocioné. Fue un recibimiento muy bonito, algo que jamás voy a olvidar”, esos fueron los comentarios de “Dinho” para expresar la alegría que le provoca llegar al Ecuador. En cuanto al cuestionamiento de su posible continuidad por 6 o 12 meses en el club, respondió: “Es algo que los dirigentes tienen que decidir”.

Por su parte, José Francisco Cevallos contestó: “Es complicado pero no imposible, para Barcelona nada es imposible, veremos, pero hay que ser realistas y poner los pies sobre la tierra. Ojalá podamos cristalizar ese sueño de que se quede aquí mucho tiempo Ronaldinho, aspiremos a llevar adelante poco a poco las negociaciones”.