Esta mañana, se realizó la ceremonia de encendido de la llama olímpica para la próxima edición de las actividades multidisciplinarias, Tokio 2020. La ceremonia se desarrolló en Olimpia, sede de los primeros Juegos Olímpicos de la historia, celebrados en el siglo VIII a.C.

A diferencia de ediciones pasadas, el evento no contó con la presencia de público. Esto como medida ante la situación epidemiológica que atraviesa el mundo por la propagación del coronavirus. Los únicos asistentes fueron los miembros del Comité Organizador de Tokio 2020 y algunos invitados del Comité Olímpico Internacional.

El acto representa la conexión entre los Juegos Olímpicos de la antigüedad con los actuales. La ceremonia se lleva a cabo de esta forma desde los juegos de Berlín en 1936. Durante la misma, se deja de lado los recursos artificiales y se usa el sol para encender la llama a través de un espejo parabólico que sirve como una lupa enorme (esto simboliza la pureza del evento).

Foto: tokyo2020.org

La suma sacerdotisa, intérprete principal de la ceremonia, se encargó de invocar a Apolo y pedirle “silencio sagrado” y “cielos despejados” para que la llama puede encenderse y mantenerse así. Posteriormente, la antorcha fue llevada al estadio Hera, en donde se realizó un baile tradicional de los antiguas olimpiadas.

Foto: tokyo2020.org

Finalmente, el fuego es trasladado al primer portador. Para este año, la primera encargada de recibir la llama fue Anna Korakaki, ganadora del oro en tiro (pistola) en los Juegos de 2016. Ella corrió con la antorcha encendida en una mano y una rama de olivo en la otra.

Ana Korakaki, la primera portadora de la llama. (Foto: REUTERS)

Luego, Korakaki  pasó la llama a la segunda relevista, Mizuki Noguchi, la ganadora del oro en la maratón de Atenas 2004. De esta forma, se convirtió en la primera japonesa que participa en el relevo de la antorcha. Este paso de la antorcha de manos griegas a manos japonesas se conoce como el beso de la antorcha, y será el primero de los muchos que se realizarán antes de Tokio 2020.

Mizuki Noguch, la segunda relevista. (Foto: REUTERS)

El relevo continuará su recorrido por Grecia hasta el 19 de marzo. Ahí viajará con destino a Japón para iniciar el tour de la antorcha, que recorrerá 47 prefecturas de Japón. La llama olímpica servirá como símbolo de los Juegos Olímpicos y atravesará toda la nación a lo largo y a lo ancho por un periodo de 121 días hasta llegar al nuevo estadio olímpico construido para la ceremonia de apertura del próximo 24 de julio.