Luego de la victoria 76 36 63 de Renzo Olivo frente al español Fernando Verdasco, el argentino señaló que está muy contento por la victoria pero que ahora ya piensa en su siguiente rival en los cuartos de final, el actual campeón Víctor Estrella.

“Muy lindo un paso muy grande para mí, me da mucha confianza, era una prueba muy dura afortunadamente la pude superar”, dijo el argentino proveniente de la qualy y quien dio la sorpresa el día de ayer al vencer a uno de los favoritos, el español Fernando Verdasco.

Sobre cómo se siente jugando en la altura señaló que para todo tenista es difícil, ya que la pelota corre distinto y hay que saber pegarle “La altura es muy rara, en la qualy me sentí muy cómodo, en este partido lo pude sacar. Son muy poquitos los que juegan bien en la altura”

“Físicamente vengo cansado de Australia, no estoy al cien por ciento”, manifestó. Sin embargo espera que para su partido en los cuartos final frente al dominicano Víctor Estrella pueda conseguir una victoria. “Es bueno para el tenis latinoamericano, es un orgullo jugar contra Víctor va ser un partido muy difícil”, finalizó