Las dos grandes bazas de Movistar Team en este Giro de Italia 2019, Richard Carapaz y Mikel Landa, volvieron a mostrarse implacables en la subida a Anterselva (5,5 km al 7,5%), final de una 17ª etapa con éxito para la fuga del día en la figura del francés Nans Peters (ALM).

El Giro 2019 afrontará mañana jueves su última oportunidad para los sprinters: una 18ª etapa muy larga (222 km) entre Valdaora y Santa Maria di Sala, siempre en continuo descenso y con unos últimos sesenta kilómetros completamente llanos.

“Ha sido un buen día, tanto para Mikel como para mí. Teniendo en cuenta el esfuerzo de ayer, todo el frío que pasamos tanto nosotros como el resto de corredores… pienso que ha reaccionado bien el cuerpo y hemos podido seguir rascando más segunditos. Después del ataque de Mikel, he visto que saltaba López con unos metros y he aprovechado para seguirle, dejar atrás al resto de los rivales y conseguir esa pequeña ventaja que nos puede valer de mucho al final. Todavía queda bastante camino por recorrer, grandes montañas por delante esos dos días -viernes y sábado-, y vamos a intentar seguir buscando esos segunditos. ¿Celebración por mi cumple? Bueno, poco a poco (ríe), vamos a ver cómo lo celebramos”, comentó Carapaz tras culminar la etapa 17.

Fuente: movistarteam.com