Se trata de una orden de caballería fundada por el rey Jorge V el 4 de junio de 1917, en plena Segunda Guerra Mundial, para premiar el trabajo de militares y civiles en apoyo a las fuerzas armadas.

“No lo acepte porque va contra mis valores” esa es la razón por la cual Howar Gayle, el primer jugador negro del equipo del fútbol inglés Liverpool ya que rechazó ser Miembro de la Orden del Imperio Británico.Se trata de una orden de caballería fundada por el rey Jorge V el 4 de junio de 1917, en plena Segunda Guerra Mundial, para premiar el trabajo de militares y civiles en apoyo a las fuerzas armadas.

Hoy se otorga a quienes contribuyeron de forma notable en sus áreas específicas y constituye uno de los mayores reconocimientos de Reino Unido.La reina Isabel II es la soberana de la Orden y quien nombra a los otros miembros de la misma.

A Gayle lo nombraron miembro en agosto por combatir el racismo en el fútbol.

Fuente y Foto: BBC Mundo