El periodista boliviano, Juan Carlos Costas, aclara la situación que vive el fútbol en el país del ‘altiplano’. Carlos Chávez, tesorero de la Confederación Sudamericana de Fútbol y presidente de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), y el secretario ejecutivo de la Federación, Alberto Lozada, se encuentran detenidos desde el viernes anterior.

Apropiación indebida de bienes, utilización del cargo en beneficio personal, entre otras acusaciones, son los cargos imputados para los miembros de la Federación Boliviana de Fútbol. Antes de la Copa América, la Fiscalía de Bolivia, pidió Chávez, un informe sobre los movimientos económicos de la Federación, la cual no fue entregada.

Costas aclaró que “el ambiente futbolístico en Bolivia está convulsionado”. Sin embargo, expresó que “la detención de los dos miembros de la Federación, es una buena noticia”. Además, el periodista mostró su desconformidad, al decir que “las cuentas de la FBF están blindadas. Eso es una aberración”.

El día de mañana, habrá una audiencia, donde ambos funcionarios podrían ser detenidos de manera definitiva en un centro de reclusión.

Foto: www.t13.cl