Un equipo de amateurs de Gibraltar ridiculizó al famoso campeón escocés, el Celtic Glasgow dirigido por Brendan Rodgers, y causó una de las grandes sorpresas de la historia de la Liga de Campeones.

La victoria por 1-0 de los Red Imps el martes en la colonia británica al sur de España fue calificada hoy por el diario escocés “Herald” como “una noche de vergüenza”.

“Podría ser vista fácilmente como la peor derrota del club en la historia”, agregó el periódico sobre el partido de ida de la segunda ronda de clasificación, que supuso una pesadilla para el nuevo técnico del Celtic.

El único gol del partido lo logró en el minuto 48 Lee Casciaro, un policía de 34 años que es la estrella del equipo gibraltareño.

“Este resultado es algo muy especial. Somos miembros de la UEFA desde hace solo tres años y no olvidaremos este partido durante el resto de nuestras vidas”, dijo el goleador.

Tampoco lo olvidará fácilmente Rodgers, pese a que tras el partido aseguró que no se sentía avergonzado.

“No”, dijo el técnico. “Por supuesto estoy decepcionado. Pero no avergonzado. Fue un partido en condiciones difíciles. No aprovechamos nuestras oportunidades, ellos aprovecharon la suya”.

“Todavía espero darle la vuelta en el Celtic Park. Por supuesto que es decepcionante, pero tenemos otro partido”, advirtió.

Rodgers, que debe llevar al campeón de Europa de 1967 a la fase de grupos de la Champions, pidió “calma” a los fans del tradicional club escocés, fundado en 1887.

“Realmente no estoy sorprendido. Llevo bastante en el fútbol como para saber que estos resultados se dan a veces. Mantengamos la calma. La próxima semana hay que mejorar”.

Rodgers llegó a Glasgow hace pocas semanas aclamado por la hinchada y con el encargo de hacer un mejor papel en competiciones europeas que su predecesor, Ronny Delia.

Fuente: Diario AS