La Federación Ecuatoriana de Fútbol, en una carta a la opinión pública respondió a las aseveraciones de Xavier Burbano, miembro del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social quien denunció un presunto delito de trata de personas en el fútbol nacional.  A continuación los puntos que precisó la FEF 

1º.-      Toda la documentación que fue solicitada por el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social, fue entregado, salvo una petición que por razones de dominio público y porque ella venía sin membrete alguno, sufrió extravío, pero igualmente la documentación solicitada fue entregada, lo cual mereció el “reiterado agradecimiento” del expresado Consejo por el apoyo dado. (Comunicación de abril 27 del 2016). Precisamente la documentación aportada por la FEF es  la que sirve al abogado Burbano para efectuar sus públicas declaraciones, en evidente intención de causar alarma en la Sociedad.

2º.-      La Federación Ecuatoriana de Fútbol cumplió dentro del ámbito de su competencia a investigar, juzgar y sancionar los hechos que de acuerdo con su respectiva reglamentación correspondía. Y continúa cumpliendo incrementando el apoyo a su comisión de investigación para que siga su arduo trabajo.

3º.-      Conjuntamente con el Registro Civil del Ecuador se efectuaron todas las pericias que el caso ameritaba para encontrar todas las falencias que pudieran existir dentro de las inscripciones de nacimientos de personas que a la postre se inscribirían como jugadores de fútbol. Ciertamente se detectaron alteraciones de partidas de nacimientos, las cuales hace mucho tiempo son de dominio público;

4º.-      La Federación Ecuatoriana de Fútbol reitera de la manera más enfática que únicamente es receptora de documentos y que los mismos se aceptan al trámite porque en su forma tienen apariencia legal y son válidos hasta que no se demuestre legalmente lo contrario.

5º.-      El tipo penal que el abogado Burbano exhibe será determinado por las instancias judiciales, siguiendo el proceso investigativo de los hechos denunciados por el Registro Civil.

6º.-      La FEF y el Registro Civil suscribieron convenios para depurar las inscripciones de nacimiento de quienes están inscritos en los clubes y, por ello, le correspondió al Registro Civil presentar las respectivas denuncias de los casos en los que se detectó alguna falencia en los documentos. Concretamente los involucrados citados por el Ab. Burbano el propio Registro Civil presentó formales denuncias ante la Fiscalía respectiva, denuncias que datan desde el mes de junio del 2015,  sin que competa a la FEF ni al propio Registro Civil, el emprendimiento de más acciones legales que las ya realizadas, ya que lo demás corresponde al Ministerio Público.

7º.- Finalmente, cabe señalar, como lo expresa el Ab. Burbano estos temas no son nuevos, lo nuevo es la magnitud del pronunciamiento de dicho consejero, que renueva un tema que ya lo conoce el Ministerio Público, el que en su momento se pronunciará como legalmente corresponda.

8º.- La Federación Ecuatoriana de Fútbol deja constancia que seguirá aportando con todos los medios posibles para que cualquier anomalía sea detectada y sancionada.