El día miércoles por la noche, Vanessa Bryant dio las primeras declaraciones tras la muerte trágica de su esposo y de su hija. En su cuenta de Instagram publicó una fotografía de toda su familia y unas palabras muy emotivas por el duro momento en el que está pasando.

“Mis chicas y yo queremos agradecer a las millones de personas que han mostrado apoyo y amor durante este horrible momento. Gracias por todas las oraciones. Definitivamente las necesitamos, estamos completamente devastados por la repentina pérdida de mi adorable esposo, Kobe; el increíble padre de nuestros hijos, y de mi hermosa, dulce Gianna; una hija amorosa, reflexiva y maravillosa hermana para Natalia, Bianka y Capri, me consuela saber que Kobe y Gigi sabían que eran tan profundamente amados. Fuimos tan increíblemente bendecidos de tenerlos en nuestras vidas. Ojalá estuvieran aquí con nosotros para siempre, es imposible imaginar la vida sin ellos, pero nos despertamos cada día, tratando de seguir empujando porque Kobe y nuestra niña, Gigi, están brillando sobre nosotros para iluminarnos el camino. Nuestro amor por ellos es interminable ” 

Vanessa continuó su mensaje enviando fuerza a las familias que perdieron a sus seres queridos: “También estamos devastados por las familias que perdieron a sus seres queridos el domingo, y compartimos su dolor íntimamente. No hay suficientes palabras para describir nuestro dolor ahora mismo”, Vanessa le dio las gracias a la gente que compartió su alegría, su dolor y el apoyo con su familia, pidió respeto y privacidad para “navegar por esta nueva realidad” para que se pueda honrar a la familia del equipo Mamba. Vanessa señaló que se creará el Fondo MambaOnThree  para ayudar a las familias de las víctimas del accidente.

Vanessa y Kobe se conocieron por 1999, ella tenía 17 años y Kobe 20. Vanessa seguía en la preparatoria y en su tiempo libre era bailarina, Kobe ya jugaba para el equipo de sus amores cuando se conocieron. Apenas ella cumplió 18 años decidió casarse con la leyenda de los Lakers, los padres del basquetbolista no estuvieron al inicio de acuerdo con el compromiso, porque Vanessa no era afroamericana, otro que no estuvo de acuerdo fue su gran amigo Michael Jordan, pero el no estaba de acuerdo por la edad. “Es muy joven para casarse”, dijo en su momento.

De este amor formaron una familia conformada por 4 niñas; Natalia, Gigi, Bianka y Capri. Vanessa y Kobe tenían un pacto, este consistía en nunca volar en helicóptero juntos, pues ellos tomaban precauciones para evitar un posible accidente que les afectara a ambos, lastimosamente el accidente del día domingo, cobró la vida de su esposo y de su pequeña Gigi.