El Delfín de Manta consiguió una histórica clasificación en Asunción. El equipo manabita le ganó 1-0 al Olimpia de Paraguay con gol de Agustín Ale y se metió en los octavos de final de la Copa Libertadores. El otro resultado que tenía que darse era la victoria de Santos que le ganó 2-1 a Defensa y Justicia en Brasil.

El comienzo del primer tiempo fue favorable para el equipo local que tuvo su primera oportunidad de anotar a los dos minutos. Rodrigo Rojas remató dentro del área, se desvió en Cangá y la pelota golpeó en el travesaño. Olimpia siguió atacando pero no tenía precisión al momento de terminar las jugadas. A los 22’ Olimpia se volvió a acercar. Jorge Recalde recibió en el área, remató abajo y Banguera voló para evitar la primera del partido. Cuatro minutos después, Sergio Otálvaro recibió un centro desde la izquierda y su remate en el área chica se fue por encima del arco de Banguera. Olimpia imponía condiciones pero no podía demostrarlo en el marcador. Sobre el final del primer tiempo, Delfín estuvo cerca. El arquero Aguilar dejó la pelota picando en el área y Valencia no la pudo empujar. De todas maneras, Olimpia tuvo una última ocasión. Derlis González llegó a la línea final, tiró el centro atrás y Recalde no la pudo meter en el punto penal.

La segunda parte comenzó como el primer tiempo. Antes del primer minuto, Sergio Otálvaro levantó un centro, la pelota se desvió en Nazareno y la pelota golpeó en el vertical. Un minuto después, Richard Ortíz remató desde afuera del área y Banguera voló hacia su derecha para mandar la pelota al tiro de esquina. A los 51’, Júnior Benítez llegó a la línea final, tiró el centro y Carlos Garcés remató por encima del travesaño. Olimpia comenzó a encerrarlo a Delfín pero no creaba ocasiones claras. A los 81’, Charles Vélez levantó la pelota al área y Agustín Ale se elevó para cambiarle de dirección a la pelota y marcar el 1-0. Los últimos minutos fueron dramáticos. Olimpia con mucho más ímpetu que orden, se fue en búsqueda del empate. Delfín aguantaba y esperaba que los minutos pasen rápido. Luis De La Cruz no pudo desviar un remate a los 97’. Un minuto después, Jorge Recalde se encontró con un balón suelto en la puerta del área y su remate se fue desviado. Por primera vez en su historia, el Delfín clasificó a los octavos de final de la Copa Libertadores.