Después del agónico empate, por la mínima diferencia, frente  independiente del Valle, el técnico Carlos Ischía consiente de los errores cometidos en la cancha el día sábado, espera limar las asperezas para enfrentar a Mushuc Runa en el partido correspondiente a la fecha 13 del Torneo Ecuatoriano.

El estratega oriental apenado por la pérdida de estos últimos 4 puntos, reconoce que el error constante de su equipo es el manejo de pelota quieta “Son falencias muy comunes y las podremos limar sin dificultad” expresó.

Resaltó también la participación de juveniles en los últimos encuentros, destacando que el plantel apunta a entrenar juveniles. “A mí nadie me obliga a meter juveniles sin embargo quiero darles la confianza en el juego y seguir formándolos”, dijo.

Con respecto al próximo rival, el argentino sabe que será un partido duro debido a la presión de Mushuc Runa por salir de su zona incomoda y conseguir un resultado favorecedor. “Mushuc Runa es un equipo fuerte y más bajo presión” dijo.