Wout Van Aert se quedó con la victoria en la etapa 11 del Tour, considerada la jornada reina de la competencia. El belga logró mantener el ritmo en la fuga y fue el único en no ceder cuando se escaló el Mont Ventoux.

La undécima jornada comprendió un trazado de alta montaña de 198.9 km, con arranque Sorgues y llegada en Malaucène. Los ciclistas se enfrentaron a dos puertos de cuarta categoría, dos de primera y uno especial, incluyendo un doble ascenso al mítico Mont Ventoux.

El pedalista del Jumbo-Visma se coló en la fuga desde que ésta se formó. Cuando se afrontaba el segundo paso por el Mont Ventoux, Vingegaard abrió hueco con Kenny Elissonde y se marchó en solitario. El belga no cedió en la escalada y coronó el puerto en primer lugar.

Por detrás, en el pelotón de los favoritos, que de a poco se fue fragmetando, luchaban varios de los mejores como Rigoberto Urán, Tadej Pogacar, Enric Mas, Ben O’Connor, Jonas Vingegaard y Richard Carapaz. O’Connor y Mas se quedaron, y la pelea se redujo a una disputa entre los aspirantes al podio y el maillot amarillo.

A pocos km de finalizar la montaña, Vingegaard lanzó un ataque que solo fue respondido por Pogacar, Urán y Carapaz. El danés fue interceptado en el descenso a meta.

Por delante, Van Aert terminó la etapa en primer lugar con un trabajo de autoridad. Elissonde y David Mollema llegaron después, a 1:14 del belga. El grupo de los favoritos terminó a 1:38 de Van Aert.

En la clasificación general, el esloveno se mantiene como el dueño del maillot amarillo. Con el desplazamiento de Ben O’Connor del podio, todos ascendieron una posición. La Locomotora del Carchi ya está en cuarta posición, a 5:33 del líder, pero a solo un segundo del podio.

CLASIFICACIÓN GENERAL