El Club Sport Emelec le ganó 3-2 al Delfín por la novena fecha de la segunda etapa de la Liga Pro. Los manabitas se pusieron en ventaja con goles de Francisco Mera y Luis Cangá. Los ‘eléctricos’ empataron el partido con tantos de Romario Caicedo y un doblete de Facundo Barceló.

El comienzo del partido fue intenso de parte del Club Sport Emelec. Los visitantes se acercaron con un remate de tiro libre de Chárles Vélez. A los 9’, Barceló recibió un centro de Cabezas que detuvo Dennis Corozo. Un minuto después, Jacson Rodríguez tiró un centro, se desvió en el camino y Roberto Ordóñez la tiró afuera en el segundo palo. A los 12’, el Delfín respondió. Cifuente tiró un centro, la pelota pasó hasta el segundo palo y  Francisco Mera remató de zurda, la pelota golpeó en el travesaño e infló las redes para anotar la primera. El partido era intenso. De todas maneras, en los siguientes minutos; el juego bajo de intensidad. Recién a los 26’, Facundo Barceló tiró un centro por bajo y Roberto Ordóñez remató por encima del travesaño. Dos minutos después, Luis Cangá anotó la segunda con un gran remate de tiro libre por afuera de la barrera que venció la resistencia de Ortiz. A los 31’, Sebastián Rodríguez habilitó a Romario Caicedo que la bajó en el área y definió al primer palo ante la salida de Corozo. A los 38’, el Delfín tuvo la oportunidad de alargar la ventaja en el marcador. José Valencia entró en el área, remató cruzado y Ortiz salvó a su equipo de la tercera con un manotazo. El primer tiempo terminó sin muchas más acciones de peligro.

La segunda parte comenzó con un Emelec tratando de encontrar el camino para marcar el empate. De todas maneras, el equipo visitante se dio modos para incomodar el conjunto local. No la puso sacar Jacson Rodríguez y la pelota le quedó a Valencia que remató por encima del travesaño. A los 59’, tras un par de rebotes en el área; Dixon Arroyo remató, la pelota golpeó en el brazo de Cangá y el árbitro consideró que fue penal. Facundo Barceló engañó al arquero y anotó el empate desde los 12 pasos. El encuentro se emparejó. No hubo demasiadas acciones de peligro en ninguno de los dos arcos.