La cartelera principal del UFC 264 inició con el combate del peso gallo entre Sean O’Malley vs. Kris Moutinho. El debutante de origen portugués inició su participación con ímpetu y determinación, pero O’Malley manejó la pelea desde la distancia y conectó casi la totalidad de los golpes que lanzó. En el segundo round, Sean demostró variantes y lastimó a su rival que nunca dejó de avanzar. En los cinco minutos finales, “Sugar” controló el octágono y faltando 35 segundos terminó la pelea por la vía del TKO (nocaut técnico).

La velada continuó con el choque entre Irene Aldana vs. Yana Kunitskaya, el duelo de la categoría gallo comenzó con la mexicana buscando dominar su rival y conectó buenas combinaciones que lastimaron a la artista marcial mixta rusa. Aldana sostuvo un buen ritmo y derrotó a Kunitskaya en los segundos finales del primer capítulo por vía del TKO (nocaut técnico).

Después de unos minutos, la cartelera presentó el combate de Tai Tuivasa vs. Greg Hardy en el peso completo. Tai comenzó con tres patadas a la pierna de su oponente que trató de contrarrestar buscando distancia y soltando sus derechas. Hardy consiguió un golpe que puso en aprietos a su rival y cuando fue a tratar de finalizar, Tuivasa lo sorprendió con un gancho de izquierda y ganó la pelea por la vía del KO en un minuto y un segundo del primer acto.

A continuación, siguió la coestelar de la noche, Gilbert Burns vs. Stephen Thompson por el peso welter. En el primer round, Burns buscó ejercer control contra una de las paredes de la jaula y sumó puntos. En el segundo episodio, “Durinho” y “Wonderboy” tuvieron más cautela, pelearon desde el centro de ring y en los 30 segundos finales, Gilbert consiguió otro derribo. En el tercer capítulo, el peleador brasileño volvió a derribar su rival y sostuvo un tiempo de control en el suelo de alrededor de cuatro minutos que le permitió cerrar la pelea. Terminado el tiempo, la decisión de los jueces fue unánime a favor de Gilbert Burns.

Finalmente, el UFC 264 cerró con el ansiado enfrentamiento para cerrar la trilogía en la categoría ligera entre Dustin Poirier vs. Conor McGregor. En el primer round, “The Notorious” sufrió una escalofriante fractura en el tobillo que le impidió seguir con la pelea y la contienda tuvo que ser detenida por el doctor.

Foto: @ufc