Andy Murray, tenista británico, ha salido en defensa hacia las mujeres deportistas en relación a la forma en la que son tratadas por su género. El jugador se ha convertido en un ícono feminista al haber crecido a lo largo de su vida junto a figuras femeninas, y está comprometido a erradicar las diferencias e impulsar la igualad de género en el deporte.

Lucha por la igualdad de género en el deporte

Murray es un portavoz de la igualdad de género desde su trabajo técnico con Amélie Mauresmo. En una entrevista a la BBC, Murray declaró que esta experiencia le “dio un pequeña percepción de las actitudes hacia las mujeres en el deporte y, debido a que era inusual para un tenista masculino trabajar con una mujer como entrenadora, fue algo que me preguntaron con frecuencia”.

“Trabajar con Amélie fue, para mí, sumamente positivo porque ella fue la persona ideal para aquel el trabajo, sin importar su sexo. No obstante, fue evidente que ella no siempre era tratada de la misma manera que los hombres que hacían un trabajo similar, y sentí que tenía que hablar sobre eso”, expresó el británico.

Sobre los sacrificios y trato a las mujeres en el tenis, Murray declaró que: “La gente muchas veces subestima la cantidad de trabajo que hay que hacer para llegar a ser uno de los mejores tenistas. Y esa ética de trabajo es la misma, seas un hombre o una mujer. En tenis nos beneficia el hecho de que tenemos el dobles mixtos, por lo que los hombres y mujeres, o niños y niñas, están acostumbrados a la idea”.

Finalmente, el tenista expresó que está trabajando hacia un cambio en todas las disciplinas deportivas: “Todo se está produciendo de a poco, pero hay necesidad de que hayan más mujeres entrenadoras en el deporte en general, y mucho más apoyo por parte de las autoridades, para que haya un verdadero impacto. Todo está yendo en una dirección positiva y estoy emocionado sobre un futuro en el que el campo de juego será igual para todos”, declaró Murray.

Fuente: BBC Deportes