Hace 25 años, Jefferson Pérez le daba a Ecuador su primera medalla olímpica luego de llevarse el oro en los Juegos de Atlanta 96. Desde entonces, el país celebra el Día del Deporte Ecuatoriano.

Un 26 de julio de 1996, el marchista cuencano, Jefferson Pérez, ingresaba al Centennial Olympic Stadium bajo la ovación de más 85 mil espectadores.

Con un tiempo de 1:20.07, el atleta tricolor se llevaba la victoria en la prueba de los 20 km marcha durante los Juegos Olímpicos de Atlanta y le daba al país su primera presea en la máxima cita deportiva. Luego de este hito, el estado bautizó a esta fecha como el Día del Deporte Ecuatoriano.

El marchista azuayo repitió la hazaña años más tarde. En Pekín 2008, Pérez se quedó con el segundo lugar en la misma disciplina luego de ser superado por el ruso Valeri Borchin. El deportista se llevó la pltata y le otorgaba su segunda medalla olímpica a Ecuador.

Casi 25 años exactos luego de la proeza en Atlanta, otro atleta ecuatoriano volvió a quedarse con el oro en unos Juegos Olímpicos. Se trata del pedalista carchense Richard Carapaz quien, el pasado sábado 24 de julio, venció en la prueba de ciclismo de ruta y levantó los brazos en el cajón más alto del podio en Tokio 2020.

La Locomotora del Carchi no solo se convirtió en el segundo deportista en vestir de oro al país, sino el primer ciclsita de la historia en hacer podio en las tres Grandes Vueltas y ganar una medalla de oro en unos Juegos Olímpicos.

La hazaña de Carapaz también fue celebrada por Pérez. Desde su casa, el marchista vivió el cruce de meta del carchense con júbilo y euforia: “Miren ustedes ese rostro de coraje, ya nadie lo baja de ese podio. ¡Vamos, Richie. Vamos!, gritó el cuencano mientras celebraba la victoria de su compatriota en las faldas de Monte Fuji.